Cuándo meditar

 

La meditación puede realizarse en cualquier momento y en cualquier lugar donde logres estar en silencio y donde puedas interiorizarte.

Elige el momento que sea más conveniente para tu meditación, la regularidad es el factor más importante, elige un periodo de tiempo en el que puedas ser constante. Crear el hábito de meditar es lo principal y más importante al principio. Para la mayoría de las personas las primeras horas de la mañana y la noche son los momentos en que no tienen tantas responsabilidades y pueden controlar mejor el tiempo. Estos momentos son importantes también por otras razones, por la mañana la mente está más calmada, aún no está ocupada en la agitación del día. Justamente antes de dormirse es más fácil reprogramar la mente subconsciente, donde tienen sus raíces los hábitos. También en este período los pensamientos de las personas que nos rodean están más calmados y nos afectan menos. Es mejor esperar media hora después de comer (y hasta tres horas después de una comida pesada), de esta forma no habrá competencia por la energía entre la digestión y la meditación.

No se admiten más comentarios